EL ACCESO EXCEPCIONAL AL AMPARO DEL TC NO CONTRAVIENE EL CONVENIO


La Sentencia del TEDH de Estrasburgo, que tantos momentos amargos hace pasar a la Justicia española cada vez que una decisión es traída a examen, y que viene a examinar la adecuada aplicación de la Doctrina fijada en la interpretación de los Derechos Humanos en conformidad al Convenio Europeo, cuyo objetivo es conseguir alcanzar el minimo común denominador a través de la búsqueda de un uniforme criterio de los órganos jurisdiccionales internos en respeto de los Derechos Humanos a la luz de las exigencias del Convenio; ha señalado en la reciente Sentencia del Asunto ARRIBAS ANTÓN Vs ESPAÑA de 20 de enero de 2015 que la nueva regulación restrictiva en relación a la admisividad a trámite del Tribunal Constitucional en las demandas de Amparo Constitucional que le son presentadas, que resulta tan restrictiva, que hace prácticamente ilusorio el derecho efectivo a dicho recurso, pues más allá del 97% de las demandan que tienen acceso en el Registro del Tribunal reciben el status elitista de la “Especial relevacia Constitucional”.

El TEDH considera que el requisito reformadamente restrictivo del nuevo sistema de acceso, que viene a ser consecuencia de una voluntad legislativa interna de garantizar así el desahogo que el Alto Tribunal vienen sufriendo desde su constitución, a través de la criva casi infranqueable de la Sala de Admisión, que mejor sería denominada de indamisión.  Asimismo esta reforma en la regulación busca reforzar la protección de los derecho fundamentales a que se refiere el articulo 53.2 CE, delegando en los Tribunales de la Jurisdicción ordinaria el respeto de dichos derechos dignos de una fundamental garantía.

En la Resolución se recuerda que la Jurisprudencia del TEDH sobre el alcance del artículo 6 del Convenio, que no obliga a los estados a crear jurisdicciones de apelación o de casación y menos aún en materia de amparo.  Sí que obliga sin embargo al estado a respetar la normativa aprobada, señala que el ámbito de Control del TEDH tiene por objeto, que tan excesivamente rigorista regulación, en demasía formalista, pueda tener como consecuencia que de facto se impide del efectivo examen del fondo del recurso.  Se exige que los requisitos sean conocidos y expresamente recogidos en una norma, a fin de garantizar la segurida jurídica del recurrente explicitando los criterios que haga previsible la decisión del Tribunal. CASE OF ARRIBAS ANTON v. SPAIN Spanish Translation by the Spanish Ministry of Justice

Aplicando la citada Jurisprudencia resuelve que la regulación restrictiva que el legislador español ha establecido para el acceso a una Jurisdicción del carácter extraordinario que representa el acceso al amparo del Tribunal Constitucional, en relación con los objetivos que busca conseguir resulta proporcionada y por tanto conforme con el artículo 6 del Convenio, respetando el derecho consagrado en dicho artículo a la tulela judical objetiva, o como recoge literalmente el convenio: a un juicio equitativo.

El Tribunal Consticucional toma nota de la Doctrina del TEDH, y no tarda ni dos días en hacerla suya, demostrando que las Sentencias del TEDH que interesan, resultan de una excepcional facilidad intelectiva de la que parecen carecer otras por cuestiones de los sujetos a quienes se vaya a aplicar. STC 7/2015 de 22 de enero

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s